<>xCLAMPx<>
<>xCLAMPx<>
Conóceme
<>xCLAMPx<>
Card Captor Sakura
Tsubasa Reservoir Chronicle
XXX Holic
Chobits
Imagen
<>x SOBRE CLAMP x<>
Hace años, once chicas compañeras de instituto decidieron juntarse para editar un doujinshi Primero decidieron elegir un buen nombre para el grupo y Clamp (en inglés "Abrazadera") fue el que finalmente quedó. Por aquellos tiempos el grupo estaba formado por once chicas. Eran Mokona Apapa, Satsuki Igarashi, Mick Nekoi, Nanase Ohkawa, Tamayo Akiyama, Nanao Sei, Leeza Sei, Soushi Hisagi, Kazue Nakamori, Shinya Ohmi y O-Kyon. Tras uno de los primeros tiempos crearon como por ejemplo una de las obras más destacables "Shining Star", el grupo decidió dar el salto a la profesionalidad. De las once componentes originales ya solo quedaban siete: Mokona Apapa, Satsuki Igarashi, Mick Nekoi, Nanase Ohkawa, Tamayo Akiyama, Nanao Sei y Leeza Sei.
Hacia 1990, cuando llevaban publicadas "Derayd", "Cluster" y el primer tomo de "RG Veda" se produjo la separación definitiva. Tamayo Akiyama, por entonces la líder, cabeza pensante y dibujante principal del grupo, se lanzó a su carrera en solitario y ha seguido publicando "Cluster", aunque de forma algo irregular.
Nanao Sei y Leeza Sei abandonaron también el grupo. Esta última trabaja ahora bajo el pseudónimo de Iba Takeo y editó durante algún tiempo la obra "Combination", que al principio iba firmada con el nombre de Clamp.
Una vez que el grupo quedó formado por las componentes definitivas, es decir Mokona Apapa como dibujante principal, Nanase Ohkawa como guionista, Mick Nekoi como asistente en el dibujo y Satsuki Igarashi como encargada de las labores de edición y cocinera, el grupo comenzó su carrera hacia el éxito. Una carrera increíble que avalada con el tremendo éxito de obras tan impresionantes como RG Veda, Tokyo Babylon y X las ha convertido en las auténticas reinas del género Shoujo y del manga por extensión.
imagen
<>x OBRAS x<>
La primera obra que conocimos de estas autoras fue "RG Veda" (también titulada "Seiden"), una adaptación de una leyenda hindú. Un buen desarrollo y un final sorprendente le dieron un ligero éxito que permitió que publicasen otros mangas, como "Magic Knight Rayeheart" (conocida también como "Luchadoras de Leyenda", en español). Esta se trata de un manga de fantasía heroica con rasgos de magical girls, en la que tres chicas llegan a un reino mágico donde deberán luchar contra los que quieren controlarlo.
La siguiente en llegar fue "Tokyo Babylon", recientemente republicada en un nuevo formato. Es una historia de fenómenos paranormales, amor y dos clanes en lucha por el dominio del onmyouji, una técnica de ocultismo. Esta historia tiene su continuación en "X" (también llamada "X/1999"), manga que las Clamp han decidido que sea su "obra cumbre". Es una nueva visión del Apocalipsis, con muchos elementos sacados de la Biblia y otros muchos de la mitología japonesa, en la que por supuesto (algo habitual siendo de Clamp) predominan las relaciones entre los personajes, mucho más importantes que el destino del mundo, aunque en este caso, las luchas y la sangre ocupan muchas más páginas. Es un manga todavía abierto, que nadie sabe cómo acabará, y que seguramente se retrase debido a la enfermedad de Apapa, quien se encargaba de su dibujo (se rumorea que padece artritis y por eso, casi toda la nueva producción es obra de Mick Nekoi, que antes se encargaba de acabar los dibujos y de los fondos).
Otra de sus obras es "Clover", una de sus series más extrañas, pues es más intimista que cualquier otra, o "Card Captor Sakura", un manga muy conocido porque el anime se emitió en varios canales de televisión. Es un magical girls con todos lo tópicos del género: una niña adorable, una varita muy bonita, mascotas de peluche, vestidos increíbles y un mal que evitar... pero engancha como pocas. Además, acaban de publicar su “continuación-reelaboración”, "Tsubasa Reservoir Chronicles", que además está resultando ser un verdadero crossover de sus últimas obras. Pero también están "Wish", una colección corta enteramente dibujada por Mick Nekoi, "Angelic Layer", "Chobits", "Lawful Drug", "XXXHolic", "Clamp Gakuen Tanteidan" ("Clamp Club de Detectives", que aunque empieza a publicarse ahora ya tiene sus años), "Suki dakara suki", o entre otras, "Chunyan" ("Shin Shunkaden).
imagen
<>x DIBUJO x<>
Este es otro apartado en el que podríamos pasarnos páginas y páginas comentando detalles. Pero, de forma general, debemos hacer distinciones entre dos tendencias gráficas.
Las primeras obras de Clamp, en la que la dibujante principal era Mokona Apapa, son mucho más oscuras (no sólo el fondo, sino también el guión), serias y trágicas. Su trazo es mucho más grueso y cargado, los ojos son más profundos, hay un montón de tramas haciendo sombras y los espacios en blanco casi no existen. La verdad es que este tipo de dibujo, mucho más grave, se adecua a la perfección con la temática de las primeras obras de Clamp, las que las encumbraron. Los personajes no son tan andróginos (que tienen dos sexos) y sexualmente ambiguos (exceptuando a Subaru y Hokuto, claro, porque son gemelos) como en el resto de sus mangas. Al principio puede parecer demasiado cargante, pero todo es cuestión de acostumbrarse.

Totalmente opuesto es el estilo de Mick Nekoi, mucho más estilizado, suave y claro, incluso más fluido. También sus historias son más cómicas y románticas. Las tramas desaparecen a favor de los fondos dibujados y las estampaciones. Los rostros son más simples (ojos enormes y narices sólo esbozadas), y los cuerpos mucho más delgados. Esta tendencia simplista, de fondos claros y personajes desmañados se ha acentuado en sus últimas publicaciones, sobre todo si examinamos a fondo "Tsubasa RC" o "Lawful Drug".

Se puede decir que la estética de Clamp ha ido evolucionando hacia formas mucho más suaves, a pesar de que el dibujo está íntimamente relacionado con la temática del manga en particular. "X", su autodenominada obra cumbre, muestra esta evolución, ya que la siguen dibujando en la actualidad. En los primeros tomos, recuerda mucho a "Tokyo Babylon", sólo que los fondos son más elaborados y el movimiento de los personajes no parece tan forzado, pero a medida que la historia avanza, las viñetas se clarean, el trazo se suaviza y los protagonistas parecen mucho menos oscuros. Eso sí, un elemento inseparable de los mangas made in Clamp son las plumas y los pétalos de cerezo, pero no son elementos tan inofensivos como parecen.
imagen